Colchones Baratos

Elegir el colchón adecuado para ti es una cuestión muy importante, porque no sólo afecta a tu salud y bienestar sino que es dónde vas a pasar un tercio de tu vida. Recuerda que 8 horas al día lo puedes pasar tumbado. Por eso es importante conocer cuál es tú colchón.

Colchones baratos pero de calidad alta

Elegir un buen colchón hace que descanses más y mejor mientras dormimos, repercutiendo en tu calidad de vida. Vamos a ver las claves para elegir un buen colchón.

Tipos de colchones

Según el material del que están hechos existen diferentes tipos de colchón. Los más utilizados son los siguientes:

Colchón de plumas

Aunque pueda parecer lo contrario, son muy demandados. Y muy valorados. Son colchones rellenos de plumas de aves, generalmente ganso (muy apreciados), cisne o pato. En especial los colchones de pluma de ganso proporcionan una gran confort, por sus cualidades térmicas y, al tener la pluma arqueada, muestran un gran comportamiento en cuanto a resiliencia y flexoelasticidad.

Colchón de muelles

Son los más habitualmente usados. Están formados por un núcleo compuesto de una red de muelles de alambre de hierro, fijados a la carcasa tanto inferior como superiormente. Posteriormente se cubre con diferentes fibras y, sobre ella, la tapa acolchada con planchas de espuma de poliuretano o látex. Pueden ser de tres tipos:

– Colchones con muelles independientes

– Colchones de muelle contínuo

– Colchones de muelles embolsados

Colchones de látex

Básicamente están formados por un bloque de látex con orificios para permitir una correcta circulación del aire, al que se le incorpora para protegerlo una funda acolchada. La maleabilidad del látex hace que se adapte perfectamente al cuerpo de una manera uniforme. Asimismo, son los adecuados para somieres abatibles por su característica de adaptarse en diferentes ángulos.

Los hay de tres tipos:

– Sintético: Látex sintético

– Mezcla: Del 20% al 50% de látex

– Natural: 85% de látex.

los mejores colchones baratos

Elección del colchón: Aspectos a tener en cuenta

 

Antes de decidirte por un tipo de colchón determinado, es bueno que tengas en cuenta los siguientes aspectos para la elección del mejor colchón posible.

1- La firmeza del colchón

La firmeza del colchón es la resistencia que ofrece al peso del cuerpo. Un buen colchón repartirá el peso del cuerpo de forma adecuada.

No debe de ser ni muy rígido ( puesto que la columna vertebral no se adaptaría) ni muy blando ( ya que afectaría a la columna). Es importante que el colchón mantenga la columna recta.

2- Higiene

La vida útil de un colchón es de, por lo menos 10 años. Y durante todo ese tiempo irá acumulando diferentes tipos de bacterias y ácaros. Por esto, es muy importante que el colchón sea transpirable, que tenga un tratamiento contra la proliferación de éstos (en los colchones de látex no se reproducen) y que regulen el calor corporal.

3- Base de descanso

Es el soporte en dónde se apoya el colchón. Elige la que mejor se adapte e tu peso, uso y tamaño. Y elige el tipo de almohada que te reporte el mejor descanso. Ni excesivamente alta ni muy fina. Las bases pueden ser rígidas o articuladas.

Cómo elegir un buen colchón (vídeo)

 

Espero que estos consejos te ayuden a al hora de elegir la mejor alternativa. Tómate tu tiempo antes de decidirte por un tipo concreto de colchón.

En breve ampliaremos esta sección con mucho más contenido.

Recuerda que colchones baratos tiene que ser sinónimo de buena calidad.

Leave a Reply